La Fuga de su Esposa Prisionera Capítulo 27

La Fuga de su Esposa Prisionera Capítulo 27

Capítulo 27 

Zulema respondió con firmeza, pero sin arrogancia: Vine para asistir a la subasta benéfica

¡Se entra con invitación! ¿La tienes?” 

Yo…. 

¡Roque no le había dado ningunal Pero en eso, varios invitados pasaron caminando sin que el portero revisara sus invitaciones

Zulema le pregunto: ¿Por qué no les revisas a ellos? ¿Solo a mi?

Ellos son caras conocidas, ¿quién en Orilla no los conoce? ¿Y ? ¿Quien eres ? ¡Vamos, vete!Diciendo eso, el portero intentó echarla

Zulema llevaba tacones altos, hacía tiempo que no los usaba y no se sentia cómoda, además su falda era larga, y al retroceder apresuradamente casi se cae

Cuidado. En ese momento, unas manos la sostuvieron, fue entonces cuando ella se estabilizó y agradecida, miró hacia atrás: Gracias

Sin embargo, su sonrisa se congeló al ver que era Facundo

¿Qué haces sola aquí? ¿Dónde está el señor Malavé?“, le preguntó Facundo

No te preocupes, señor Galán, esto es asunto mio

Facundo suspitó: ¿Cómo puede dejarte aqui solo para que te maltraten?

Zulema retiró su mano: Solo dejé mi invitación en el coche, iré por ella ahora

No hace falta, vamos juntos, Facundo la tomó de nuevo

Al ver a Facundo, el portero rápidamente se puso una sonrisa: Señor Galán, no sabia quién era la señorita, no se malgaste en gente ash Hay muchas que vienen a pescar hombres en estas fiestas, ya las he visto!

Facundo frunció el ceño: Ella es mi amiga, ¿qué estás insinuando?

Ahlo siento, lo siento, por aquí, por favor

Facundo se giró hacia ella: Zulema, vamos, Ella no tenia otra opción, no podía quedarse ahí parada en la puerta, estaba a punto de aceptar cuando de repente escuchoun alboroto detrás de ella

*¡Llegó el señor Malave!”

¡Oh, qué distinguido invitado!

El señor Malavé rara vez asiste a estos eventos, y hoy trae acompañante“. 

¡Esa mujer no será la recién casada señora Malavél 

La multitud se amontonaba en la dirección de Roque

Zulema se/giró y vio a Reyna del brazo de Roque, caminando hacia la entrada, protegidos por sus guardaespaldas, este también la vio y luego lanzó una mirada aún más severa hacia Facundo a su lado

¡No había pasado mucho tiempo y ya estaba de nuevo con su antiguo amor! ¡Una mujer de amores livianos

Reyna, por su parte, lucia orgullosa y disfrutaba de ser el centro de atención

Ay, señor Malavé, veo a Zulema¿cómo puede estar tan cerca de otro hombre?, dijo con intención

Roque mantuvo la cara seria

Ni siquiera sabe mantener las apariencias, no tiene conciencia, creo que solo está con ese hombre para hacerte enojar, porque viniste conmigo, Reyna insinuó, no perdió la oportunidad de difamar a Zulema

Capitulo 27 

Después de hablar, echó un vistazo a la expresión de Roque, parecía que esos dos tenían una relación muy especial. Él retiró la mirada y pasó junto a Zulema sin volver a mirarla para entrar al evento

Zulema, ¿cómo puede Roque aparecer con otra mujer y dejarte sola aquí?“. 

Mi asunto no es de tu incumbencia

No está bien. Voy a buscarlo!

Facundo!“, Zulema lo detuvo con una mano. ¡No hagas un lio! Estoy bien, vamos a entrar

Facundo la miró incrédulo: Zulema, ¿puedes soportar lo que Roque te hace

Ella sonrió: No tengo nada que no pueda soportar. Porque no tengo derecho a enojarme 

Facundo la miraba con una mezcla de tristeza y cariño

Está bien“, dijo Zulema. No busques problemas con Roque por , no te conviene” 

Facundo se había quedado perplejo cuando ella le dijo, con tono final: Y tampoco me conmoverás

Roque siempre había tenido sus recelos sobre el pasado de ella con Facundo, y en ese momento, para colmo, ella era la diseñadora jefe del departamento de diseño de joyas de Grupo Malavé y Facundo gerenciaba Joyeria Galaxy del Grupo Galán. Eran competidores en toda regla!! 

Al entrar al salón del evento, todos se movian con copas de champaña en mano, charlando y riendo, en un ambiente de elegancia y perfume. Zulema se había apartado a un rincón, dedicada a degustar los dulces de la 

Roque era el centro de atención; lo rodeaba un enjambre de personas buscando congraciarse con él

Señor Malavé, ¿esa es la Señora Malavé?, le preguntaba alguien

Roque no se tomaba la molestia de corregir, Reyna no lo era por ese momento, pero en el futuro, lo seria

El titulo no es tan importante, lo que cuenta es que soy yo quien está con Roque ahora, contestó Reyna

Los presentes eran astutos y no tardaron en captar la sutileza. Entonces, esa mujer no era la Señora Malavé, pero su estatus era aún más elevado, siendo la acompañante del señor Malavé en eventos importantes

Comenzaron a lloverle halagos

Señorita Navarro, es usted de una belleza natural

Realmente hacen una pareja admirable con el señor Malavé

Pronto podrá reunirse más a menudo con nuestras esposas, señorita Navarro

Reyna se sentía en las nubes, disfrutando aquellos momentos de adulación. Esos directores y productores antes la rechazaban en ese momento se esforzaban por adularla

que 

Roque funció el ceño ligeramente; siempre había detestado esos eventos, miró a su alrededor y pronto encontró a Zulema, la observaba de manera pensativa. Su vestido sencillo no podia ocultar su gracil figura, y aunque estaba en un rincón, parecía irradiar luz propia.. 

Zulema saboreaba un pastelito, llevándoselo a la boca con una cucharilla pequeña. Al sentir una mirada Intensa sobre ella, se giró, y Roque rápidamente desvió la suya, ella no se percató, pero Reyna si lo hizo

Señor Malavé, iré al baño un momento, vuelvo enseguida

Alejándose de Roque, Reyna se dirigió directo hacia Zulema, se posicionó a propósito detrás de ella, sin hacer ruido, esta, ajena a la presencia detrás de ella, giró y accidentalmente chocó con ella, entonces el pastelito cayd, manchando el vestido de Reyna con crema

Ay no! ¡Mi vestido es muy costosol, gritó Reyna

Antes de que Zulema pudiera reaccionar, ella la acusó directamente: Ya lo sabía, lo hiciste a propósito

Capitulo 27 

porque me envidias! ¿Y ahora qué hago? La fiesta apenas comienza. ¿Podrás pagar mi vestido?

Su escándalo atrajo a los curiosos. Naturalmente, se pusieron de su lado, ya que ella era la acompañante del señor Malavé ¿Y Zulema? Nadie la conocía

Fue usted quien se puso detrás de mi sin decir nada, ni siquiera me di cuenta, se defendió Zulema. ¡Para hacer un montaje, al menos hágalo bien!

¡Has arruinado mi vestido y me culpas a mil

Zulerna, sin ganas de discutir, sacó una servilleta: Déjame limpiártelo

No saldrá! ¡Ahora quitate tu vestido y dámelo a mi!, le reclaró Reyna

Capitulo 28 


La Fuga de su Esposa Prisionera Novela

La Fuga de su Esposa Prisionera Novela

Score 9.9
Status: Ongoing Type: Author: Artist: Released: 12/21/2023 Native Language: English
La Fuga de su Esposa Prisionera" es una novela que narra la emocionante historia de un hombre que busca desesperadamente la libertad de su esposa encarcelada. Con giros inesperados, suspense y amor, la trama se desenvuelve en un emocionante escape que desafía todas las probabilidades.  

La Fuga de su Esposa Prisionera Novela

  La Fuga de su Esposa Prisionera Novela/Review  Zulema, tu familia Velasco me debe, y tú serás quien pague la deuda." Roque Malavé, lleno de rencor por la muerte de su padre, envía a Zulema Velasco a un hospital psiquiátrico y la humilla de todas las formas posibles. Dos años después, Roque se casa con ella, diciéndole: "No te hagas ilusiones, sólo estás redimiendo la deuda de otra manera." Roque la odia y sólo le permite maltratarla. Mientras soporta el tormento y la humillación, Zulema busca la verdad y lucha por la inocencia de su padre, quien fue injustamente encarcelado. Finalmente, Zulema le arroja las pruebas a la cara de Roque: "Nunca te debí nada." Después de eso, Roque se ve desgastado en una sola noche. Día y noche susurra desesperadamente: "Zule, no me dejes. Si no, lo que verás será mis cen.

Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Options

not work with dark mode
Reset