La Fuga de su Esposa Prisionera Capítulo 1

La Fuga de su Esposa Prisionera Capítulo 1

Capítulo

En un hospital psiquiátrico

En el patio trasero, sucio y desordenado, Zulema Velasco estaba mirando fijamente unos huesos frente a un perro callejero, hacía tres dias que no comía nada, y si seguia asi, moriría de hambre, para sobrevivir, tuvo que arrebatarle la comida al perro

Hacia dos años atrás, Roque Malavé la había abandonado allí, lo que más pensaba ella cada dia era como seguir adelante, la familia Malavé era la más poderosa de Orilla, y Roque era el heredero, el hombre más influyente de la ciudad, su palabra era ley

Zulema aún recordaba como él le había apretado el cuello con fuerza, con una mirada feroz le habia dicho: Voy a hacer que sufras toda tu vida, que pidas la muerte sin encontrarla. La deuda que tu familia tiene conmigo, la pagarás“. Cuanto más sufria ela, más satisfecho se sentia

Dos años 

s antes, el padre de ese hombre temible, Justino Malavé, habia sufrido un accidente de coche y habia sido llevado al hospital en estado critico, el médico de guardia era justamente Aitor Velasco, el padre de Zulema

Durante la intervención, algo salió mal y Aitor habia terminado usando la medicación equivocada, lo que provocó la muerte de Justino por pérdida de sangre. La policia intervino y determinó que Aitor era el principal responsable por un tratamiento indebido, siendo condenado a cadena perpetua. Edelmira, la madre de Zulema, sufrió un derrame cerebral al enterarse y quedó en estado vegetativo

Y desde aquel dia, comenzó el calvario de Zulema, ella no creia que su padre hubiera hecho algo así, pero nadie la escuchaba. Con una orden de Roque, la habían dejado en el hospital psiquiátrico como si fuera basura, y había prohibido que alguien siquiera se ocupara de ella. Desde entonces, su vida era peor que la de un perro, pero se juró a misma que sobreviviria. Su padre y su madre aún la esperaban, solo si seguía viva, habia esperanza

De repente, el sonido de una llave interrumpió sus pensamientos

Zulema, alguien ha venido a buscarte, le dijo Arturo Navarro, el director del hospital

Zulema se quedó atónita ante las palabras: ¿Quién

Después de que su padre fuera a prisión, amigos y parientes la habían abandonado ¿Quién podría haber ido a buscarla? No podia ser

Lo sabrás cuando lo veas

Zulema nunca habia pensado que podria salir de alli sin la aprobación de Roque. ¿Quién se atrevería a rescatarla? Con nerviosismo y expectativa, salió del hospital psiquiátrico. En ese momento, una furgoneta se detuvo frente a ella y antes de que pudiera ver quién era, varios hombres saltaron del vehiculo y la cubrieron rápidamente con un saco negro

Auxilio…. antes de que terminara la frase, un golpe fuerte en su cuello la dejó inconsciente 

Cuando despertó, se encontró atada en una cama grande de hotel, incapaz de moverse. ¿Qué estaba pasando? ¿Dónde estaba? Recordando lo que había sucedido antes de desmayarse, tuvo un mal presentimiento

En ese momento, un calvo y gordo viejo se frotaba las manos con emoción: ¡Qué pureza, me gusta!

¡Estaba en problemas

En ese momento Zulema entendió que había sido engañada por ese maldito de Arturo, nadie habia ido a buscarla, la habian entregado a ese viejo.. 

No te acerques, le dijo Zulema entre dientes. Alejate

Si me complaces, te trataré bien eh guapa. El viejo se lanzó sobre ella con una sonrisa malévola, ellá retrocedió buscando una estrategia, rápidamente gritó: Espera por favor!” 

¿Qué pasa?” 

Zulema sonrió con coqueteria: No te apresures, vamos despacio. Primero sueltame, asi podremos disfrutar 

más

Está bien. De todos modos, no podrás escapar

En cuanto se desató la cuerda, Zulema le dio una patada al viejo en el lugar vital, seguido de un grito de dolor. Aprovechando la oportunidad, huyó rápidamente

Atrápenia!

Los pasos de la persecución resonaban detrás de ella. Si la atrapaban, estaria perdida para siempre. En su pánico, vio una puerta entreablerta y sin pensarlo dos veces, entro y la cerró con llave y justo cuando estaba recuperando el aliento, notó unas manos fuertes y definidas en su cintura

Mujer?. En el cuarto oscuro, la voz grave del hombre resonaba con un tono ronco 

Zulema sintió el calor de su cuerpo y preguntó alarmada: ¿Quien eres? ¿Qué quieres hacer?” 

Usarte para quitarme el efecto de la droga. El hombre terminó de hablar, la levantó en brazos y la arrojó en la 

cama

Zulema no podia ver su rostro, pero percibió un ligero aroma familiar, esa voz, ese olor, ¿podría ser Roque? ¡No, era imposible que Roque apareciera alli

Suéltame, suéltame!, Zulema luchaba sin cesar, su voz se quebraba en llanto. Por favor, no soy de esas mujeres

El hombre le prometió al oido: Te voy a desposar, y sus labios silenciaron las palabras de Zulema

Cuando casi amanecía, el hombre finalmente cayó en un sueño profundo; ella adolorida, había pensado que podria evitar el desastre, pero terminó perdiendo su inocencia. Su vida ya era bastante trágica, ¿cuándo le daria el cielo una tregua

Aunque ese hombre era mil veces mejor que el viejo, y habia prometido casarse con ella, era un error. Si aceptaba, arrastraria al hombre al infierno de Roque junto con ella, y no podía hacerlo, con ese pensamiento. secretamente, recogió su ropa y se fue del hotel en silencio

Parada en la calle, se sentía perdida, podría haber aprovechado para escapar, pero sabia que Orilla era el territorio de Roque, vigilado férreamente por él. ¿A dónde podría huir

Además, sus padres estaban alli; no podia abandonarlos. Al final, Zulema regresó al hospital psiquiátrico, al menos, necesitaba entender qué argumento tenia Arturo para poder protegerse en el futuro

Justo al llegar a la puerta de la oficina de Arturo, escuchó voces discutiendo

Ese viejo se encapricho con mi hija Reyna, ¿cómo iba a permitirlo? Solo me quedaba entregar a Zulema!. ¡Pero ella es la paciente del Sr. Malavé, y te atreves a tocarla!” 

¿Qué más da si el Sr. Malavé la recuerda o no eh? Mientras esté aquí es suficiente. ¡Tenemos que encontrarla. rápido!” 

Todo había sido un arreglo indigno de Arturo, Zulema apretó los puños enojada y justo cuando iba a entrar, él salió con el rostro preocupado, al levantar la vista y verla, antes de que pudiera alegrarse, notó las marcas en su cuello

Zorra, con quién estuviste anoche!, Arturo lanzó una maldición. Casi me matas!

Zulema tampoco sabia quién era aquel hombre, prefería pensar en ello como una absurda nesadilla 

¿Dar? Parece que estás perdiendo la razón, delirando. ¡Rápido, llevenla a su habitación!

Zulema le lanzó una mirada fría a Arturo: Déjame, puedo ir sola

Mientras tanto, en el hotel

Roque abrió los ojos, se frotó la frente y se sentó, mirando la cama desordenada, recordando todo lo ocurrido, la piel suave de la joven, su voz delicada y su primera vez, pero al lado de la cama, no había nadie. Asi pus ¿después de dormir con él, ella habia huido

Era diferente de aquellas mujeres materialistas que se le ofrecían, la noche anterior habia sido engañado, y justo entonces esa mujer había entrado, librando su cuerpo de la droga

Roque marcó un número: Investiga quién fue la mujer que entró en mi habitación anoche

Si, Sr. Malavé

וי 

Si habia prometido casarse con ella, lo cumpliría. Aunque ella huyera al fin del mundo, la encontraria

Roque se levantó de la cama y miró hacia el vaso vacio en la mesita de noche, su madrastra realmente no se daba por vencida, buscaba cualquier oportunidad para traerle mujeres y no dudaba en usar drogas, parecía que era hora de encontrar una mujer para asegurar el lugar de la Sra. Malavé y acabar con las esperanzas de 

su madrastra

Sr. Malavé, hoy es el aniversario de Justino, su asistente le recordó al subir al coche

Así será, como siempre. Una vez al año, Roque iba al cementerio a honrar a su padre y después a ver a Zulerna, la mujer en la que depositaba todo su odio

En el hospital psiquiátrico

Un lujoso y llamativo auto se estacionó en la entrada, de la cual descendieron unas largas piernas y el hombre avanzó con pasos seguros y calmados hacia adentro

Al ver a Roque, Arturo casi se muere del susto 

*¿Dónde está Zulema?”, la mirada del hombre era de hielo

¡Ya, ya voy a llamarla!“, Arturo corrió como un rayo hacia la sala de reposo, amenazándola: Mejor fe quedas calladita. Si el Sr. Malavé se entera que estas manchada, ¡los dos estamos acabados!

Zulema iba a responder, cuando de repente apareció una figura delgada y alta, era Rogue. El seguía siendo el apuesto y orgulloso hombre de sus recuerdos, envuelto en un aura de nobleza, el favorito de los cielos

Una opresión intensa la golpeó de frente y ella se puso tensa al instante: Sr. Malave 

¿Tanto miedo me tienes?, el hombre esbozó una sonrisa burlona en sus labios

Era miedo, miedo hasta el punto de respirar con suavidad, sin atreverse a mirarlo. Ella permaneció en silencio, con la cabeza gacha, y las hebras de cabello que calan sobre sus mejillas le causaban cosquillas, pero se contuvo sin apartarlas

Zulema, han pasado dos años y parece que no has cambiado en lo más minimo, qué aburrido. Aunque Roque hablaba con tono tranquilo, ella sentía un frio que le calaba hasta los huesos; ella no estaba tan desaliñada ni demacrada como él imaginaba, y eso le molestaba. Pero él no sabia el gran esfuerzo que ella había hecho para sobrevivir en ese sanatorio y mantenerse con una apariencia humana, durante los primeros meses de su estancia en ese lugar, su vida habia sido peor que la de un animal

Así que, este juego ha terminado, Roque entrecerró los ojos observándola con una mirada cargada de significado, Eres libre ahora

Libre? Fra un lulo dem 

nuevas formas de torturarla, por lo que no pudo evitar temblar y retrocedió paso a paso, mientras él la sequía 

de cerca

Manteniéndote bajo mi vigilancia, humillándote a mi antojo, solo así podré saciar todo el odio que siento, sus palabras eran heladas. De ahora en adelante, Zulema, serás como un perro faldero a mi lado

Roque se dio la vuelta, con su espalda erguida: Sigueme!

Ella preguntó, confundida: ¿A dónde vamos?

¡Al registro civil!


La Fuga de su Esposa Prisionera Novela

La Fuga de su Esposa Prisionera Novela

Score 9.9
Status: Ongoing Type: Author: Artist: Released: 12/21/2023 Native Language: English
La Fuga de su Esposa Prisionera" es una novela que narra la emocionante historia de un hombre que busca desesperadamente la libertad de su esposa encarcelada. Con giros inesperados, suspense y amor, la trama se desenvuelve en un emocionante escape que desafía todas las probabilidades.  

La Fuga de su Esposa Prisionera Novela

  La Fuga de su Esposa Prisionera Novela/Review  Zulema, tu familia Velasco me debe, y tú serás quien pague la deuda." Roque Malavé, lleno de rencor por la muerte de su padre, envía a Zulema Velasco a un hospital psiquiátrico y la humilla de todas las formas posibles. Dos años después, Roque se casa con ella, diciéndole: "No te hagas ilusiones, sólo estás redimiendo la deuda de otra manera." Roque la odia y sólo le permite maltratarla. Mientras soporta el tormento y la humillación, Zulema busca la verdad y lucha por la inocencia de su padre, quien fue injustamente encarcelado. Finalmente, Zulema le arroja las pruebas a la cara de Roque: "Nunca te debí nada." Después de eso, Roque se ve desgastado en una sola noche. Día y noche susurra desesperadamente: "Zule, no me dejes. Si no, lo que verás será mis cen.

Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Options

not work with dark mode
Reset